¿Dónde alojarse en Praga? Nuestra experiencia

Dónde alojarse en Praga
Imagen panorámicad e la ciudad que tomamos en agosto de 2019

Praga es sin duda una de las ciudades europeas que más hemos disfrutado. Estuvimos en la ciudad tan sólo 3 o 4 días pero nos dio tiempo a ver las más famosas atracciones de la ciudad como el Castillo de Praga, el Puente Carlos (con su famosa estatua de San Juán de Nepomuceno) o la Plaza de la Ciudad Vieja.

De cara a visitar una ciudad como esta, es esencial elegir bien el alojamiento, puesto que de ello dependerá cómo de bien descansaremos y cómo de cerca o lejos estaremos de las distintas atracciones. En este post nos gustaría hablaros del hotel en el que nos alojamos en la ciudad. El hotel en cuestión es el Orea Hotel Pyramida.

Pero antes, nos gustaría comentar que, teniendo en cuenta que buena parte de las atracciones turísticas de Praga se encuentran en una parte relativamente pequeña de la ciudad, nos parece esencial reservar un hotel que o bien esté en una zona cercana a dichos lugares de interés o esté muy bien comunicado por transporte público.

Como veremos en los próximos párrafos, el hotel que contratamos nosotros cumplía la segunda condición, pues se encontraba a pocos minutos en tranvía del centro de la ciudad, lo que nos permitió llegar con facilidad a todos los puntos importantes además de estar lo suficientemente cerca para volver con rapidez tras un largo día de visita.

Sin más dilación, pasemos a ver nuestra experiencia en el Orea Hotel Pyramida, un hotel que nos gustaría recomendar por su calidad-precio.

Dónde alojarse en Praga: Orea Hotel Pyramida

Este hotel de cuatro estrellas se encuentra en la parte oeste de la ciudad de Praga, lo cual nos permitirá llegar del aeropuerto de manera rápida y segura. De hecho, nosotros realizamos este trayecto en autobús, aunque el mismo trayecto puede realizarse en la mitad de tiempo en taxi. De todas maneras, podemos concluir que el hotel se encuentra entre el aeropuerto y el centro de la ciudad, por lo que no tendremos que hacer desvíos innecesarios para llegar del hotel al aeropuerto y al revés.

Las habitaciones y los servicios cumplen con el estándar español de cuatro estrellas. Las habitaciones las recordamos amplias, modernas y bien cuidadas. De hecho, las habitaciones estándar tienen 24 metros cuadrados, lo cual es más que suficiente para una pareja (al menos así lo vemos nosotros). En cuanto a los servicios, el desayuno buffet no defraudó y, además, ¡el hotel cuenta con piscina cubierta! Nosotros no la usamos puesto que salíamos pronto del hotel y llegábamos después de cenar, pero es una opción excelente para relajarse tras un largo día de visita. También cuenta con sauna finlandesa.

Además de relativamente cerca del aeropuerto, el hotel está muy cerca del centro de la ciudad y de las atraciones más conocidas. Así, se encuentra a 10-15 minutos andando del Castillo de Praga y a unos 25 minutos del Puente Carlos, que cruza el río dando acceso a la Plaza de la Ciudad Vieja y al reloj astronómico de Praga, entre otros lugares. Si no se desea andar hasta el centro, este mismo trayecto puede realizarse en tranvía, pues para muy cerca del hotel y llega hasta el centro de la ciudad.

En cuanto al precio, nosotros pudimos reservar a finales de agosto de 2019 por unos 70 euros la noche en una habitación doble. Por lo que he podido ver en Booking, los precios actuales en septiembre y octubre rondan los 125€ por noche, por lo que ha subido bastante desde que estuvimos en la ciudad. Además el precio puede ser mucho más alto en determinadas fechas, en base a la disponibilidad. En cualquier caso, nos sigue pareciendo que merece la pena.

Como conclusión, el Orea Hotel Pyramida es una excelente opción para alojarse en Praga. Las habitaciones y los servicios ofrecidos son realmente buenos y, además, no puede obviarse que se ubica en una zona muy tranquila y cercana al centro histórico de la ciudad (el hospedado podrá elegir entre moverse a pie o en tranvía entre el hotel y el centro de la ciudad). El precio es competitivo, especialmente si se desea tener la opción de relajarse en la piscina cubierta del hotel.

Esperamos que esta entrada os ayude a decidir dónde alojarse en Praga. Como comentábamos, es una de las ciudades que más hemos disfrutado, por lo que no podemos más que recomendaros que la visitéis. Durante las próximas semanas publicaremos algunas entradas sobre nuestra visita a Praga que esperamos sean de vuestro agrado y os ayuden a organizar vuestro viaje.

Web del hotel

Deja un comentario

Scroll al inicio